Lunares benignos y malignos: Cuadros sinópticos, cuadros comparativos, información e imágenes



Nuestra piel cambia de manera constante al exponernos al sol, al frío, a los cambios de clima o a causa de nuestro organismo que hace que se creen nuevos lunares en la piel. Un lunar es un tumor en la piel que se forma debido a que las células pigmentadas que son los melanocitos crecen en exceso y forman los lunares o manchas. Los lunares pueden ser benignos o malignos, y pueden ser de diferentes formas, tamaños y colores. Hoy en este blog queremos contarte información a cerca de que son los lunares. Ademas queremos mostrarte imágenes, cuadros comparativos y cuadros sinópticos que te ayudaran a comprender a cerca de este tema ya poder distinguir entre lunares malignos y benignos.

Cuadro comparativo entre lunar benigno y maligno.

Cuadro comparativo entre tipos de lunares.

Comparación entre tipos de lunares.

¿Qué son los lunares benignos?

Los lunares benignos son un grupo de células pigmentadas llamadas melanocitos. Cuando estas células se agrupan se pueden producir manchas en la piel que tienen una forma redondeada de color marrón, negro y algunas veces de color rosa. Además son simétricos y tienen bordes regulares que están bien definidos. Este tipo de lunares miden menos de 6 milímetros de diámetro. Muchas personas tienen varios lunares benignos en su piel y son parecidos entre si.

Características de lunares benignos.

¿Qué son los lunares malignos?

Los lunares malignos son lunares que se caracterizan por tener un desarrollo atípico y forman los melanomas malignos o cáncer de piel. Este tipo de lunares no se heredan sino que comienzan siendo lunares benignos y evolucionan y se convierten en malignos. Este tipo de lunares tiene bordes irregulares y no están bien definidos, tienen una forma asimétrica, un color irregular, es decir que tienen mas de un tono, y son todos diferentes. Es importante consultar a un medico especialista si tenemos algún lunar con estas características, que nos hagamos un control rutinario, debemos tratar de no exponerlos al sol y estar atentos si hay algún signo que nos parece extraño, para que podamos prevenir un problema peor.

Tipos de lunares.

¿Cómo se diferencian los lunares benignos de los malignos?

Los lunares malignos se diferencian de los benignos por su forma, ya que los malignos tienen una forma asimétrica, bordes irregulares y tienen un varios colores en su interior. Otra diferencia que tienen es que los lunares malignos generan picazón, inflamación y a veces sangrado. Este tipo de lunares debe ser controlados por un medico y el tratamiento mas común de estos lunares el la cirugia, sacando el lunar de raíz. Cuando el caso es muy grave se buscan tratamientos como la quimioterapia, inmunoterapia, y radioterapia. Existen varios tipos de cáncer de piel en función de las células que los originan.

Imagen con cuadro comparativo entre lunares.

Lunares benignos y malignos.

No olvides dejar tu comentario a cerca de las imágenes…

Dejanos tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *