Saltar al contenido

Ventajas y desventajas de los alimentos transgénicos

Sin lugar a dudas en los últimos tiempos se ha hablado mucho de los elementos transgénicos, pero las dudas que emergen son tan variadas como a qué se refiere con ese nombre o sus ventajas y desventajas. A continuación, como en ningún otro sitio, presentamos definición, ventajas y desventajas de los alimentos transgénicos.

¿Qué son los elementos transgénicos?

Se puede definir a los alimentos transgénicos como aquellos a los cuales se les modifica su ADN para que tengan una porción de un ADN de otro organismo y así poder ser consumido, aportando ciertas ventajas a priori. Por lo tanto, aquí tenemos una transformación, producto de la ingeniería genética y molecular, en donde hay una suerte de ser donante de algún rasgo (un cactus que soporta sequías) y un receptor al que se le anexa ese transgen, propiamente dicho (un simple tomate que al volverse transgénico soportará como el cactus dilatadas carencias de agua).

Esa modificación genética es gracias a que todos los organismos vivos poseemos un ADN, como moléculas extremadamente complejas de información genética. Estas, por el momento, puede realizarse en bacterias, hongos, plantas y animales. Esto se hace, lo repetimos con otras palabras, combinando el ADN de dos organismos diferentes.

Es importante que los fines de los transgénico sigue siendo mayoritario en el mundo de la investigación científica y la producción de medicamentos. En cuanto al consumo alimentario todavía tienen un comercio reducido. Plantas como el maíz, el tomate o las patatas fueron los primeros en ser modificados genéticamente.

Ventajas de los alimentos transgénicos

Pero de algún modo si el hombre se vuelve un deconstructor de los genes debe tener algún provecho, significar una evolución sustancial para la humanidad y el punto de vista alimentario no puede verse obliterado de ventajas. A continuación se definen algunas de ellas.

Mejorar la calidad de los alimentos

Sabiendo sobre los procesos de descomposición y degradación de alimentos se han podido generar estrategias para mejorar la utilidad de un vegetal, por ejemplo. No solo se facilita el transporte, sino también el tiempo de utilización (menos desperdicio, lo cual es una excelente noticia para la población mundial).

Asegurar mayores nutrientes

Los nutrientes son cualquier elemento o compuesto químico indispensables para el metabolismo del ser vivo. Los alimentos transgénicos pueden verse mejorados desde ese punto de vista, asegurándoles a los individuos un mejor consumo humano, por ejemplo, de ciertas vitaminas o antioxidantes que son difíciles de obtener en ciertas regiones del mundo. En definitiva: se puede mejorar la salud de las personas con una alimentación más nutritiva.

Reducción de pesticidas

Al producirse en plantas los alimentos transgénicos de algún modo se desarrollan desde fábrica los elementos para luchar contra cualquier tipo de plaga. Esto conlleva el uso menor o nulo de pesticidas o insecticidas, que luego tendrán efectos dañinos en la ingesta humano y animal.

Aumentar la producción de alimentos

Uno de los beneficios de los alimentos transgénicos es que son más eficientes desde el punto de vista productivo. Es decir, se puede producir más en un espacio limitado del suelo: más producción y reducción de la utilización del suelo son los horizontes claros.

Asimismo, una modificación genética de un alimento conlleva probar combinaciones que mejores ciertos rasgos. Por ejemplo, si la resistencia mejora y la producción aumenta, es un arma formidable para combatir cualquier hambruna en el mundo.

Una mayor resistencia

De algún modo se tocó este tópico en el apartado anterior, pero merece un mayor detalle. La intención posiblemente más importante para modificar genéticamente un alimento es protegerlo de los daños de los diversos agentes naturales. Esta protección redunda en cuidado y el cuidado culmina en una mayor producción.

Como se prevén grandes consecuencias por el cambio climático, es una excelente opción desarrollar por ejemplo plantas que puedan resistir a sequías o altas temperaturas.

Desventajas de los alimentos transgénicos

Sin embargo, toda evolución puede tener sus consecuencias, los alimentos transgénicos son sometidos a diversos estudios porque todavía (y seguramente por mucho tiempo) exhiben algunas desventajas. A continuación se presentan algunas de ellas.

Consecuencias en el medio ambiente

Existen una multitud de organizaciones que tratan de concientización a la población (y a la clase política) sobre las consecuencias que puede acarrear para el medio ambiente plantas y animales modificados genéticamente.

Una selección natural forzada

Para muchos estudiosos un organismo genéticamente mejorado puede desarrollar una ventaja en su crecimiento y desarrollo respecto a aquellos que no lo sean y que suelen ser etiquetados como “naturales”. Esto puede provocar declive o pérdida absoluta de ciertas especies. Pensemos en ciertas especies de insectos.

Impactos sobre la salud

Mucho se ha hablado sobre el impacto que pueden tener hacia la salud consumir productos transgénicos. Lo cierto es que para muchos estudiosos por lo menos por ahora parece una exageración hablar de mutaciones en los consumidores de tales alimentos.

Respecto a sus efectos alergénicos, algunos especialistas indican que en verdad no es mayor al que cualquier alimento pueda provocar a personas con ciertas predisposiciones a ello. Lo que sí debe haber atención: si la persona es alérgica a determinado compuesto, es importante que sepa si el alimentos transformado genéticamente que consume no lo tiene.

Nuevos monopolios biotecnológicos

Una desventaja sumamente usual en otros ámbitos no va a ser la excepción aquí. En la actualidad la producción de plantas y animales genéticamente modificados en su mayoría son realizadas por grandes compañías. Buscan su beneficio económico y pueden desarrollar diferentes realidades de supeditación a los diversos agricultores.